HOLA DE NUEVO

Posted in Algo sobre mí on julio 26, 2010 by bodydulce

Lo sé, llevo mucho tiempo sin actualizar este blog. Mis razones he tenido. Primero, porque he estado en Los Angeles haciendo cine (¡sí, cine!) y segundo porque después de volver de USA he tenido problemas de salud.

Ahora me encuentro bien y me apetece de nuevo hablar con y para ustedes.

Tengo un montón de mails y comentarios acumulados, que no creo que tenga tiempo de contestar a todos. Seleccionaré los que me parezcan más interesantes y si el remitente sigue por aquí, le rogaría que me lo hiciera llegar de nuevo (así sé que su interés es alto)

Tengan un poco de paciencia. Acabo de regresar al mundo y tengo que ponerme al día en otras muchas cosas también.

Mientran tanto…les adelanto que sigo indignadísima con la Iglesia y toda esa porquería que está saliendo poco a poco a la luz sobre pederastia. Creo que hace falta una investigación policial, judicial y política sobre el tema. No más impunidad.

Y mientras tanto…ustedes follen y quiéranse todo lo que deseen. Es de lo poco sano que nos queda por hacer, visto lo visto.

Y EL GANADOR ES…

Posted in Uncategorized on septiembre 23, 2009 by bodydulce

Después de escuchar vuestras opiniones en los comentarios y de recibir mails de los autores de los relatos, he decidido que la mejor forma de elegir el relato ganador es la de que yo misma lo haga. No es tarea fácil, ya que me he tenido que releer todos los relatos (ya lo hice cuando los edité) y muchos podrían ser los ganadores. Han sido 38 en total y me siento orgullosa de mis lectores y de la buena acogida que ha tenido este humilde concurso.

También barajé la posibilidad de que fueran los propios autores los que votaran al ganador pero, como me han sugerido algunos de ellos, este método no es muy fiable debido a que casi todos los que se sienten ganadores no suelen votar a los que consideran rivales, es decir, seguramente a los mejores no se les otorgan determinados votos. No es que desconfíe de vuestro juego limpio pero como me decía uno de vosotros…la tentación existe.

En definitiva, la mayoría de los autores que me han escrito y muchos de los lectores veían con buenos ojos que yo me comiera ese marrón. Así que, allá vamos.

Antes de decir el ganador me gustaría dedicar unas palabras a los relatos que me han parecido más interesantes. Es un tópico decirlo pero espero que nadie se moleste porque no nombre su relato. Todos tienen algo especial y les agradeceré eternamente el haber dedicado su tiempo a este concurso.

JOLLY ROGER tiene una descripción erótica y una ambientación muy interesantes.

UN LAGO NEGRO Y HELADO posee una sugerente narración casi cinematográfica.

NECESITO FUMAR es un relato corto pero intenso, muy bien escrito, muy orgánico.

LA VIOLACIÓNSEXO CON UN DESCONOCIDO son relatos con gran verosimilitud. Hablan de situaciones cotidianas y de mucha libertad sexual.

VECINOS recrea a la perfección una fantasía sexual muy sugerente y que mucha gente ha podido sentir o soñar.

ANO NIMO me encanta por su fino humor y ambientación. Merece un aplauso su original propuesta.

DOS MUJERES Y UNA MADRUGADA y SUEÑO DE UNA NOCHE DE VERANO son relatos muy realistas, evocadores y descriptivos. Son puro placer.

METRO es uno de mis favoritos porque contiene una relación sexual fugaz y minimalista. Despierta la imaginación y plasma muchas de nuestras fantasías.

EL VESTIDO destaca por la exquisita narración de una idea primitiva del sexo, casi salvaje.

HOY, TENGO GANAS DE MÍ está rebozado de una tierna melancolía y es muy fácil sentirse identificada en cada palabra. Muy buena narrativa.

RED DELICIOUS es muy imaginativo, con una detallada atmósfera expresada en pocas palabras. Original.

Sigue leyendo

SE TERMINÓ LA ERÓTICA (de los relatos, claro)

Posted in Concurso de relatos eróticos on septiembre 18, 2009 by bodydulce

Han sido 38 los relatos que me han enviado y que cumplían con las bases del concurso. Ahora toca elegir al ganador o ganadora del premio.

Tengo dos opciones:

Primera opción: que sean los propios lectores los que voten por el mejor. Esto acarrea varios inconvenientes. Los votos los contabilizaría por comentarios pero está el problema de que alguien enviara más de un voto. Ya sé que puedo controlar las IP’s de los remitentes…pero eso no evitaría que se mandaran votos desde diferentes terminales.

Segunda opción: que sea yo misma quien elija al ganador. No es muy democrático pero evita el problema anterior. Ni decir tiene que no conozco personalmente a ninguno de los participantes.

Me gustaría saber la opinión de los autores de los relatos (que pueden hacermela llegar por mail) y la opinión de los lectores al respecto de las dos opciones. No veo opciones alternativas y no me gustaría demorar mucho el desenlace.

Espero sus opiniones.

TARDE DE AGOSTO por Hendrix (Relato erótico Nº38)

Posted in Concurso de relatos eróticos with tags , on septiembre 18, 2009 by bodydulce

Este es un texto que concursa en “Relatos eróticos breves”. Si quieren participar, aquí tienen las bases. Y si desean ver todos los relatos que concursan, solo tienen que hacer click en la categoría “Concurso de relatos eróticos” que se encuentra en la banda de la derecha, en el apartado “Categorías”.

TARDE DE AGOSTO

Todo el mundo se había ido de vacaciones, la ciudad anochecía casi desierta, me disponía a salir a la calle para ir a cenar con mi novia en un elegante restaurante que acababan de abrir. Estaba atándome los zapatos, cuando una luz al otro lado del patio retuvo mi atención, vi una sombra recorriendo la pared, hasta que se detuvo frente a la ventana. Era ella, la conocía, conocía sus ojos, su larga melena negra, era una chica muy especial, la semana anterior captó mi atención en la calle, pero no sabía quien era, me sorprendió que viviera tan cerca de mi. Corrió la cortina y comenzó a desnudarse, apagué la luz para que no me viera y estuve un rato contemplándola, me sentí a medio camino entre un espía y una maruja cotilla. Apenas podía verla, pero reconocía su silueta por detrás de aquella molesta cortina. El silencio era abrumador, excepto por el latido ensordecedor de mi corazón. De pronto dejé de verla y el sonido de una ducha alivió aquel silencio. Empecé a fantasear con ella, casi a desearla…  pero ¿qué estaba haciendo?  ¿qué hacía espiándola? era muy tarde debía marcharme, de repente el silenció inundo otra vez aquel patio y no pude evitar volver a mirar. Entró en la habitación se acercó a la ventana, corrió la cortina y miró hacia el patio como si se sintiera observada. Iba cubierta con una toalla blanca mientras se secaba el pelo con otra. Yo la observaba a oscuras. De pronto mi móvil comenzó a sonar, intenté apagarlo pero estaba demasiado nerviosa, era mi novia, cogí el teléfono y sofocada contesté:

- ¿Sí?

- ¿Qué pasa Raquel, estás bien?

- Sí, sí… ahora voy

- Estaba empezando a preocuparme por que no venías, ¿dónde estás?

- Tranquila, aún estoy en casa enseguida voy.

- Date prisa por que esto se está llenando de gente y no tenemos reserva.

- Sí, sí ya voy…

Sigue leyendo

DATE LA VUELTA por Juan Carlos (Relato erótico Nº37)

Posted in Concurso de relatos eróticos with tags , on septiembre 18, 2009 by bodydulce

Este es un texto que concursa en “Relatos eróticos breves”. Si quieren participar, aquí tienen las bases. Y si desean ver todos los relatos que concursan, solo tienen que hacer click en la categoría “Concurso de relatos eróticos” que se encuentra en la banda de la derecha, en el apartado “Categorías”.

DATE LA VUELTA
Echada de costado, bajo el tenue resplandor rojizo, miraba curiosa con un ansioso brillo en las pupilas. Sus movimientos no vacilantes como aprendidos de memoria, ocasionaban miles de interrogantes que lejos de causarle celos, incrementaba el impulso de continuar.

Dejó el sachet  bajo la lámpara, refregó sus manos esparciendo el gel, luego lo untó hasta creer que era suficiente. Cuando pareció terminar no encontraba el modo de dar el siguiente paso, se quedó inmóvil, Cinthya también, aunque bajo la sábana se frotaba suavemente el pubis. No reacciono hasta sentir una fría brisa que entro por la ventana –Date la vuelta. –Ella se mordió el labio, giró a la izquierda. Vio su espectral reflejo en la pared, un conjunto de líneas rojas y sombras pronunciadas, una siniestra mano posándose en su cadera, ascendiendo hacia los senos, regresando a las piernas despojándola de la sabana.

Le había anticipado la idea unas semanas atrás, en el cuarto de su hermano cuando ambos faltaron a clases y se ocuparon en hacerlo por cada rincón de su casa. El sol se filtraba por las cortinas, ambos sudaban. Abierta sobre la cómoda recibía su cuerpo, lo apretaba hacia sí, se besaban con ansias animales lejos de la realidad. Segundos antes de terminar pero sintiendo afluir el orgasmo sale de ella con prisa, todo se chorreó encima, Cinthya con la cabeza de lado, cerrando los ojos, respirando por la boca, percibía el liquido tibio y espeso escurrirse en su piel, sus brazos débiles se recostaban en el estante y el monitor de la PC.

Sigue leyendo

JOLLY ROGER por Max (Relato erótico Nº36)

Posted in Concurso de relatos eróticos with tags , on septiembre 18, 2009 by bodydulce

Este es un texto que concursa en “Relatos eróticos breves”. Si quieren participar, aquí tienen las bases. Y si desean ver todos los relatos que concursan, solo tienen que hacer click en la categoría “Concurso de relatos eróticos” que se encuentra en la banda de la derecha, en el apartado “Categorías”.

JOLLY ROGER

El rumor de las olas rompiendo contra el acantilado era la música que acompañaba sus sueños. Por la ventana  entreabierta, una leve brisa
acariciaba su cuerpo tendido sobre el lecho en el que reposaba su soledad. Allí donde día tras día ahogaba velados deseos, brasas candentes pidiendo ser apagadas, mil ilusiones y palabras de amor revoloteando confusas alrededor de su consciencia.  Y se retorcía de placer amándose entre la suavidad de las sábanas, y gozaba fugazmente, y lloraba después con amargura, porque no eran otras manos las que le aliviaban, porque sus labios se secaban al besar el aire, porque sus pechos suplicaban caricias, y su  sexo el calor de la noche.
Entre la abertura que dejaban los visillos del ventanal, nunca se percató de la silenciosa sombra masculina que día tras día  la observaba durante horas, cautivados sus oídos con los delicados suspiros que profería, y que a él se le antojaban ardientes plegarias. Esa noche quiso mirarla más de cerca, escuchar su respiración, disfrutar de la hermosura de ese cuerpo desnudo, esos muslos torneados, esos pechos relajados, turgentes, que la claridad de la luna  mostraba en todo su esplendor. Con sigilo, se introdujo en la alcoba, a escasos metros de ella; clavó la mirada en sus cabellos,  y no pudo reprimir la apremiante necesidad de acariciarlos. Al hacerlo, ella de pronto despertó alarmada, sin apenas tiempo para reaccionar. Con la agilidad vertiginosa de un felino, la sombra se abalanzó sobre su presa tapándole la boca con delicadeza para evitar que gritara. Asombrada aún, notó sin embargo que no corría ningún peligro, ignoraba el motivo, pero de alguna manera, presentía que se iba a ver envuelta en algo muy intenso, impensable. Una voz interior le animaba a vencer el miedo,  relajar sus músculos, y dejarse llevar por la fuerte atracción que incomprensiblemente le producía la situación. A continuación, el intruso le vendó los ojos, la tomó en brazos tras envolverla en la sábana, y se la llevó consigo  en dirección al acantilado, desapareciendo ambos a través de una espesa bruma  que súbitamente lo envolvió todo. Aunque el pañuelo negro que tapaba sus ojos le impedía saber el lugar en el que se encontraba, su olfato podía percibir un intenso olor a madera enmohecida, e instantes después, notó como la depositaba delicadamente sobre una mullida cama. Su corazón palpitaba desbocado, deseaba fervientemente que ese hombre desconocido la poseyera, la dominara a su antojo hasta convertirla en su juguete. Por eso no opuso resistencia alguna cuando ató sus muñecas a la cabecera de la cama, ni tampoco cuando separó bruscamente sus muslos y palpó  el húmedo ardor de su vagina, no pudiendo evitar que un ahogado gemido escapara de su garganta. Después, él se llevó la mano a la boca, y tras lamerse la palma con la voracidad de un lobo hambriento, se despojó del pantalón sin dejar de mirarla.
Totalmente abstraído, acarició sus pezones erguidos con la punta del pene, para seguir hasta su cuello, sus mejillas, pasando con lentitud su glande ardiendo por la comisura de los labios de esa mujer que intentaba en vano retorcerse, aferrar con sus manos ese sexo poderoso, y devorarlo con la fuerza de su alma.
Sigue leyendo

EL FOTÓGRAFO por Velaza (Relato erótico Nº35)

Posted in Concurso de relatos eróticos with tags , on septiembre 17, 2009 by bodydulce

Este es un texto que concursa en “Relatos eróticos breves”. Si quieren participar, aquí tienen las bases. Y si desean ver todos los relatos que concursan, solo tienen que hacer click en la categoría “Concurso de relatos eróticos” que se encuentra en la banda de la derecha, en el apartado “Categorías”.

EL FOTÓGRAFO

Me pidió que me desnudara para comenzar la sesión. Lo hice mecánicamente, como tantas veces, mientras él colocaba su equipo y ajustaba la iluminación ajeno a mi progresiva desnudez. No me demoré mucho tiempo puesto que llevaba puesto un vestido veraniego de tirantes hasta la rodilla, bragas y sandalias. Nada de pendientes, anillos u otro tipo de colgante, tal y como me habían pedido.

Cuando estuve lista, me invitó con la mirada a que me sentara en un espectacular sofá rojo de diseño moderno, casi futurista. Parecía que a él le quedaba poco para estar preparado. Me senté cruzando las piernas hacia un lado encima del sofá.

La empresa para la que trabajo de modelo me había ofrecido este trabajo porque reunía la serie de requisitos que demandaba el fotógrafo. Debía ser una chica de aspecto muy juvenil, de no mucho pecho, morena de pelo corto y agraciada sin maquillaje. No se trataba de una sesión de fotografía publicitaria a las que ya estaba acostumbrada. Al parecer, el cliente era un conocido fotógrafo creativo y pedía cosas muy concretas, hasta tal punto que exigía no llevar tatuajes y que la chica estuviera totalmente depilada, incluyendo el vello púbico. Esto último fue el único esfuerzo que tuve que hacer ya que mis medidas encajaban perfectamente con sus peticiones.

- ¿Empezamos? – dijo sin esbozar ni media sonrisa.

Sigue leyendo

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 228 seguidores